Efecto de los probióticos en fibromialgia
18610
single,single-post,postid-18610,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-8.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.9.2,vc_responsive

Efecto de los probióticos en fibromialgia

Autor: ROMÁN LÓPEZ, PABLO

Directoras: CARDONA MENA, DIANA MARÍA; SÁNCHEZ LABRACA, MARÍA NURIA; FERNÁNDEZ ESTEVEZ, MARÍA ANGELES

Etiquetas: , , ,

Resumen: La fibromialgia (FM) es un trastorno de etiología desconocida y carácter crónico, caracterizado por la presencia de dolor musculo-esquelético generalizado y difuso, que suele acompañarse de una amplia sintomatología que afecta a las dimensiones física, emocional y cognitiva. La prevalencia varía en función del país y de los criterios diagnósticos utilizados, así la prevalencia estimada en España es del 2,7%, con una incidencia de 2:1 a favor de las mujeres.

La alta comorbilidad de la FM con patologías gastrointestinales –entre las que cabe destacar el Síndrome de Intestino Irritable- además de la alteración de la microbiota intestinal observada en estudios previos en estos pacientes, ponen de relevancia el papel del eje intestino-cerebro en el tratamiento de la FM. Por tanto, el objetivo general de esta Tesis Doctoral es el de evaluar la eficacia de un tratamiento de multiespecies probióticas durante ocho semanas en pacientes diagnosticados de FM. En un mayor nivel de concreción, se evalúa la eficacia de dicha intervención sobre la sintomatología física (dolor y composición corporal), emocional (depresión, ansiedad, cortisol, calidad de vida, calidad del sueño e impacto de la enfermedad) y cognitiva (memoria, mecanismos inhibitorios atencionales, flexibilidad cognitiva y toma de decisiones).

El diseño utilizado para ello ha sido un estudio piloto aleatorizado y controlado de corte longitudinal prospectivo, siguiendo las recomendaciones CONSORT durante su realización, recibiendo la aprobación del Comité de Bioética de la Universidad de Almería y registrado en ClinicalTrials.gov con identificador número NCT02642289. La muestra del estudio estuvo conformada por 40 pacientes con FM que cumplieron los criterios de inclusión y exclusión establecidos, quienes fueron asignados al Grupo Probiótico (GP) – recibiendo 24000 millones de bacterias multiespecies (4 cápsulas) de manera diaria – o al Grupo Control (GC) – recibiendo la misma cantidad de cápsulas (4) compuestas de celulosa -.

Para la evaluación de los pacientes se utilizaron los siguientes instrumentos de medida antes y después de la intervención: dolor (Escala Visual Análoga, Cuestionario de Dolor de McGuill), composición corporal (determinación de índice de masa corporal, masa grasa y masa magra por bioimpedancia), ansiedad (Cuestionario de Ansiedad Estado-Rasgo), depresión (Cuestionario de Depresión de Beck), cortisol (determinación de cortisol libre en orina a través de Kit Elisa), calidad del sueño (Cuestionario de calidad del sueño de Pittsburg), calidad de vida (Cuestionario Short-Form SF-36) e impacto de la enfermedad (Cuestionario de Impacto de la Fibromialgia).

A nivel cognitivo se utilizó el Cuestionario Mini-mental de Lobo para una evaluación cognitiva general y el cuestionario Dígitos para la evaluación de la memoria de trabajo, así como las siguientes tareas experimentales a través de E-Prime para las siguientes variables: memoria de trabajo (Corsi Task y N-Back Task), atención: mecanismos inhibitorios (Go/No-Go Task), y toma de decisiones y flexibilidad cognitiva (Iowa Gambling Task y Two-Choice Task).

El análisis estadístico utilizado fue un análisis descriptivo de los datos a través de medias y desviaciones típicas, la comparación de medias de ambos grupos antes y después del tratamiento se realizó mediante análisis de varianza (ANOVAs).

El número de participantes final en cada grupo fue de 16 en el GP y de 15 en el GC, siendo homogéneos en las variables sociodemográficas estudiadas (sexo, edad, años de diagnóstico, años de educación formal y situación laboral). Los resultados no mostraron eficacia significativa (p>0,05) atribuible al probiótico en ninguna de las variables de la dimensión física (dolor y composición corporal).

A nivel emocional, se encontró un patrón de resultados similar en las variables estudiadas, a excepción de un efecto atribuible al placebo en las dimensiones “función física” y “sentirse bien” del Cuestionario de Impacto de la Fibromialgia, así como en la “perturbaciones del sueño” del Cuestionario de calidad del sueño de Pittsburg. A nivel cognitivo no se observa ningún efecto significativo en memoria, sin embargo, se observa un efecto marginal (p=0,069) en los mecanismos inhibitorios a nivel atencional (Go-No Go Task). En flexibilidad cognitiva y toma de decisiones además de un efecto marginal (p=0,066) atribuible al probiótico en la tarea Iowa Gambling Task, se encontró un efecto significativo (p=0,014) en la tarea Two Choice lo que muestra claramente la eficacia del probiótico en la mejora de la dimensión de flexibilidad cognitiva y toma de decisiones.

En base a los resultados obtenidos, se concluye que el tratamiento con probióticos evaluado no ha mostrado eficacia superior al placebo en la sintomatología física y emocional. Los resultados de este estudio se suman al efecto placebo ampliamente contrastado en ensayos clínicos realizados en pacientes con FM. A nivel cognitivo, el probiótico evaluado parece mejorar los mecanismos atencionales inhibitorios tras la administración durante ocho semanas, sin embargo, se precisa mayor investigación para discernir su utilidad. En cambio, el efecto del probiótico administrado durante ocho semanas sobre la flexibilidad cognitiva y toma de decisiones si ha mostrado una eficacia superior que el placebo, es decir, tras la ingesta del probiótico los participantes del GP mostraron una menor impulsividad que la mostrada por los participantes del GC en toma de decisiones, este hecho es el primer hallazgo encontrado en humanos sobre la dimensión cognitiva de flexibilidad cognitiva y toma de decisiones.